Sobre la Idea del Sujeto Revolucionario en la Nueva era Global. Limitaciones y Nueva Propuesta. Parte 2

Hemos establecido las diferentes problemáticas con las que se encuentra el Sujeto Revolucionario en la era de la  Globalización. Hemos expuesto las limitaciones que le imponen los nuevos procesos globalizatorios. Así como también, las limitaciones de la democracia liberal como la mejor forma de gobierno, o por lo menos, la más perseguidas entre las naciones.

No obstante, la condición democrática, bajo la estela de los procesos globalizatorios, propicia, me atreveré a decir, el hundimiento de la acción y pertinencia del Sujeto Revolucionario Tradicional.

Eso no significa que los mecanismos de lucha estén acabados o que no exista otra solución a los problemas locales y mundiales.

Pues como lo he establecido en el capitulo anterior, ahora es la nueva Sociedad Civil, a través de ciudadanos libres organizados, quienes son los motores que dan transformación, mejoramiento e integración a las nuevas formas democráticas, pero sobre todo, persiguiendo el bienestar de toda la sociedad en su conjunto.

Por lo tanto, aquí es cuando el Nuevo Sujeto se convierte en el Nuevo Ciudadano, caracterizándose, ahora por su conciencia de ser humano vivo, racionalizado, involucrado, informado, ya que es ahora y no antes, cuando el ciudadano se concibe realmente como un Sujeto de Necesidades, en tanto negado o aplastado por el sistema que lo produce como excluido. Bajo esas condiciones, el Nuevo Ciudadano se convierte en una condición meramente revolucionaria.

De ahí que se radique el malestar en la democracia, puesto que la democracia y la ciudadanía pueden y deben ser discernidas desde la perspectiva del Sujeto.

Ya que la finalidad última de ese discernimiento es la recuperación critica entre la dicotomía Democracia y Ciudadanía y de sus formas concretas de articulación, por lo tanto el Nuevo Sujeto Revolucionario convertido en Ciudadano, es la condición transcendental de una verdadera Democracia.

Sin embargo, con la globalización, se habla entre los académicos e intelectuales como la muerte del Sujeto Pensante  para hablar sobre el Sujeto del Marcado.

A partir de la caída del muro de Berlín, nace la tesis de la muerte del Sujeto y la negación de la lucha de clases. Ya que la muerte del Sujeto, es la contracara de la afirmación del mercado como “El Sujeto que sistemáticamente despliega su racionalidad a la cual los individuos deben desplegarse para sobrevivir dentro del orden por él impuesto.”[1]

Lo que respecta a la negación de la lucha de clases, mucho tiene que ver con la afirmación de la muerte del marxismo, pero esencialmente, este argumento se refiere  al poder transnacional del mercado, que solo pelea la guerra por los negocios, y con ello, obtener una mayor ganancia, así como para incrementar sus poder político.

Propiciando, que la sociedad del mercado globalizado tienda hacia una movilidad excesiva, reconfigurando los estratos sociales. Bauman llama a esta tesis, la Sociedad Liquida.

De manera que nuevo logos global, permite a los individuos moverse a gran velocidad bajo los flujos de esa racionalidad mercantil-financiera.

En este contexto, se plantea la problemática del Sujeto, ya que al establecer que la modernidad se fundamentó en un  Sujeto Pensante individual y universal, en la actualidad se considera que  la modernidad se encuentra en crisis, pues varios de sus postulados y objetivos se encuentran en entredicho, debido precisamente, al sobrepeso de los valores del mercado.

Por esta razón, la ciudadanía es el Sujeto de Necesidades, o bien, El Nuevo Sujeto Revolucionario pro-Democrático, ya que al ser excluido, reprimido y no representado, interpreta al sistema que lo segrega, lo niega y lo aplasta, a través del grito y acción colectiva constante.

Democracia y Ciudadanía se han declarado triunfantes y, en consecuencia, el carácter enajenado y enajenante de esta dicotomía necesita de su transformación.

De ahí que en la actualidad, se manifiesten en el escenario político, diversos movimientos sociales a lo largo del mundo, y en especial, en la región latinoamericana. Pues el llamado a la participación de los diversos actores, y de la Sociedad Civil en especifico, crea la posibilidad de transformación de los escenarios político y social, la cual presupone una cierta tendencia a la universalización de la participación.

Pero para que existan las condiciones necesarias para participar democráticamente, se hace necesario que el sistema-mundo asegure con universalidad las condiciones democráticas de vida, en donde la participación no sea un pretexto, si no una forma de vida.

En este sentido, “El deber fundamental de todo sistema democrático representativo, es crear la homogeneización de su sociedad”[2], o en otras palabras, debe crear la capacidad de identificación con los valores democráticos entre la sociedad local y mundial. Esto originará entre los ciudadanos, gozar de los derechos directamente vinculados con la satisfacción de las necesidades básicas.

De manera que la política se convierte ahora en el terreno de las posibilidades, así como de los conflictos entre las fuerzas contingentes. En el cual la Sociedad Civil, al poseer valores nuevos, que el viejo Sujeto Revolucionario Tradicional nunca desarrolló, contempla y crea las condiciones necesarias para perseguir sus propios intereses colectivos.

En suma, la defunción del Sujeto Revolucionario Tradicional fue a causa de las condiciones globalizadoras, así como de los efectos en nuestras vidas: el cambio de valores, de costumbres, de interacción política, la movilidad social y la transformación económica, son algunos de sus factores.

Pues como he mencionado, la globalización además cambió los viejos terrenos, como por ejemplo: el del Estado-Nación. ¿Qué tan viable es el actuar del Sujeto Revolucionario Tradicional en la escena local, cuando existe por encima de él un poder transnacional?

Ralph Darendhort estableció que la globalización, puede ser entendida desde  dos supuestos. Desde el punto de vista de los perdedores y de los ganadores.

Considero que se encuentra en medio, ha sido beneficiada en el terreno tecnológico, informacional y a creado un pequeño auge económico, principalmente en países como en Brasil, Argentina y Chile, en donde estos se han convertido en los pilares del desarrollo y progreso latinoamericano.

En contraparte, siguen manifestándose grandes desigualdades, inaceptables  desde el punto de vista de la moral e insostenible desde el punto de vista de lo político. Sin embargo para cambiar esa situación, no hay que lanzarse a poner en práctica un plan utópico, sino de realizar una serie de cambios coordinados desde diversa índole. Que van desde diversas reformas estructurales a la economía global, hasta el reforzamiento  de la gobernanza en el plano local.

Para ello el intermediario importante podría ser, ya no es un simple Sujeto Revolucionario Tradicional, sino con un Nuevo Sujeto Revolucionario Pro-Democrático, como lo es la Sociedad Civil, a través del Ciudadano Organizado.

Si bien, aunque existen las dificultades para organizar, involucrar, informar y proponer soluciones desde el ámbito local, y de ahí trasladarse hasta el nivel mundial, la solución a nuestros problemas está sujeta en nosotros mismos, como ciudadanos de un país y como habitantes de un mundo.

Esto último puede parecer fantasioso, reaccionario o poco científico, pero como en cualquier intento por generar posibles soluciones desde el nivel académico. Esta investigación sólo es una aproximación de nuestra cambiante realidad.

Víctor Hugo López Llanos.

[1] Yamandú Acosta, “Sujeto, Democracia y Ciudadanía” en: Revista Pasos, Costa Rica, núm. 90, 9 ed., 2000, p. 6.

[2] Ídem, p. 9.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s